¡Hola! Soy Nacho, Cofundador de Grupo Balui y me gustaría contarte como me inicié en el mundo de internet desde bien jovencito.

La web, mi pasión adolescente

Mis primeros pasos en la red fueron cuando el router hacía un ruido de mil demonios y tenías que esperar a que tu madre dejara de hablar por teléfono con tu abuela para poder conectarte, sería más o menos el año 1998 o 1999, y yo tenía 14 o 15 años.

Pero ahí estaba yo, creando mis páginas web desde el único ordenador que había en casa, un Pentium II que acababa de sustituir a mi primer ordenador, el Intel 486 que para mi eran auténticas máquinas prodigiosas.

Recuerdo que mi curiosidad por la informática provocaba cada poco tiempo la ira de mi padre; siempre estaba tocando teclas y haciendo clic donde no debía. Pero así es como aprendí a manejarme con los ordenadores.

Bueno sí, también me apuntaron a clases de informática extraescolares, en las que me enseñaron a utilizar el MS-DOS, el Windows 3.1 y a utilizar los chats, como el famoso Terra o el IRC-Hispano, pero lo cierto es que, como más aprendí fue por mi cuenta. Con el clásico método del ensayo/error.

Diseño Web Optimizado SEO

Mi primera página web se llamaba “El Rincón de Nacho”, la diseñé utilizando Microsoft Frontpage y subiendo los archivos con Filezilla, un veterano en el que aún sigo confiando cada día.

Aunque aquella primera página web que diseñé no la veía ni mi padre la recuerdo con mucho cariño ya que era una especie de diario personal, una mezcla entre blog personal y noticiario, en el que incluso ofrecía a mis visitantes la predicción del tiempo y un foro en el que nunca nadie llegó a escribir.

A pesar de no recibir visitas yo nunca perdía la ilusión y mis ganas de aprender aumentaban cada día y ya empecé trastear también con Google Adwords, los comienzos de la bestial maquinaria publicitaria en la que se ha convertido ahora Google.

Pero mi corazón no estaba aún en el mundo de las “www”, en aquella época era una distracción, un hobbie. Mi verdadera pasión siempre había sido entrar en la Guardia Civil y, no paré hasta lograrlo en el año 2006.

Mis años de servicio

Bueno, pues eso, en el año 2006 aprobé la oposición y me fui con toda mi ilusión a la Academia de la Guardia Civil, hasta que en el año 2008 terminé mi formación.

Mi primer destino fue en la Isla de Mallorca y, me enamoré tanto de esta tierra que aquí sigo 15 años después.

Si, ya sé que mi vida no te interesa, que tu estás aquí por la ayuda que pueda ofrecerte para tu negocio, pero ya te dije que creo que si en algún momento decides poner una parte de tu negocio en nuestras manos es muy importante que conozcas el por qué de Grupo Balui.

Evidentemente no te voy a contar mis anécdotas del servicio ni nada por el estilo, eso ya un día tomando un café.

Pero lo que sí quiero que sepas es que durante estos años me he formado en Derecho y Criminología por la Universidad de Zaragoza y por la Universidad Nacional de Educación a Distancia (pero no, no me he graduado, la verdad por delante).

Además, he realizado muchas formaciones y cursos sobre delincuencia informática y ciberseguridad, de hecho, llevo casi una década dedicado a la investigación de delitos informáticos, entre otros.

Como ves, aunque ingresara en la Guardia Civil, nunca he llegado a abandonar mi hobbie de la adolescencia sino que lo he potenciado y lo he aplicado a mi carrera profesional, adquiriendo aún más experiencia.

Mis comienzos en el Comercio Electrónico

Seguro que has oído alguna vez de Shopify ¿no? Bueno, por si acaso te cuento rápidamente que es.

Shopify se creó en el año 2004 y llegó a España en 2008. Es una plataforma CMS o (Content Management System o Sistema de Gestión de Contenidos) con la que puedes crear una tienda online completamente operativa sin necesidad de tener conocimientos de programación.

Pues bien, en el 2008 ahí estaba yo, mordiéndome las uñas, esperando que aterrizara en España para crear mi primera tienda online.

Si te soy sincero, ya ni me acuerdo qué nombre le puse, porque fue un simple experimento. Ya sabes, me encanta descubrir y averiguar por mi cuenta.

comercio electrónico

En aquella época me dio por vender bañadores por el método de dropshipping. 

La verdad es que no tuvo mucho éxito. Algo vendía, pero en aquel entonces no sabía apenas nada de comercio ni de estrategias de marketing ni de SEO y claro, las visitas eran muy escasas y las ventas casi inexistentes, hasta que decidí cerrarla por aburrimiento. Puede que incluso me la cerraran por abandono.

Pero ese fue mi primer contacto con el comercio electrónico y, a partir de ahí, mi interés en esa rama de las “www” fue creciendo y se me quedó una espinita clavada.

Empecé a leer y a informarme poco a poco, pero nunca me decidía, por falta de tiempo, a lanzarme de nuevo a emprender.

Hasta que llegó la maldita pandemia….

Cuando nos encerraron en casa en marzo de 2020 me aburría muchísimo y pasaba muchas horas delante del ordenador y de la tele. Y había algo que no paraba de escuchar. Las ventas en internet no dejaban de crecer día tras y día.

Decidí aprovechar el tiempo que pasaba delante del ordenador y me reabrí la cuenta que tenía en Shopify desde 2008, aún no la habían eliminado…

El 1 de mayo de 2020 ya tenía mi nueva tienda online abierta y dos días después ya estaba recibiendo pedidos. No te exagero.

Este nuevo proyecto se llamó Balui Home y firmé contratos con proveedores de dropshipping de Europa, llegando a disponer de un catálogo de más de 35000 artículos a la venta.

Pero la competencia en internet es brutal y yo necesitaba ayuda, así que vi un anuncio en Facebook de una experta en Marketing Digital, María Juan, y comencé a trabajar con ella. Me uní a su club de emprendedores y gracias a sus consejos, videollamadas grupales quincenales y clases de expertos en distintas materias que ella nos gestionaba, comencé a aplicar nuevas estrategias en Balui Home que poco a poco fueron dando resultado.

Con Balui Home aprendí, y sigo aprendiendo, una barbaridad sobre comercio electrónico, marketing digital, SEO, email marketing, nuevas técnicas en diseño web, atención al cliente y todo lo que conlleva ser el director de un comercio electrónico.

El que te prometa que tu tienda online va a facturar miles de euros en un mes si le pagas 350 euros por un curso de chicha y nabo, te está mintiendo como un bellaco. 

Y no, yo tampoco me he hecho rico con mi tienda online si es lo que piensas. De hecho, ahora mismo la tienda de Balui Home está cerrada porque he decidido dedicarme al 100% a este nuevo proyecto, Grupo Balui.

Grupo Balui

El nacimiento de Grupo Balui

Durante las reuniones del club de emprendedores me di cuenta de que lo que realmente me gustaba era ayudar a mis compañeras a mejorar sus tiendas online, así que decidí formarme y obtener titulaciones suficientes que me permitieran poner en marcha un nuevo proyecto de Consultoría Digital, que se llamó NB Online, el embrión de Grupo Balui.

Con la Consultoría Digital sentía que desarrollaba plenamente mi pasión por internet, el comercio electrónico y el diseño web, ayudando a otros/as emprendedores/as como tú a realizar sus sueños mostrándoles todo lo que yo he aprendido por el camino.

Aún así, notaba que faltaba algo… necesitaba ofrecer algo más, algo que ninguna otra Consultoría o Agencia de Marketing ofreciera. Y, hablando con mi hermano Luis, que acababa de terminar su formación como técnico en Ciberseguridad, dimos con la clave: transformar NB Online en una Agencia de Servicios Digitales que englobara el Marketing, el Diseño Web y la Ciberseguridad.

A principios de 2022 nos pusimos a trabajar codo con codo para ofrecer los mejores servicios al mejor precio posible hasta que lanzamos el proyecto definitivo, en colaboración con grandes empresas de la esfera digital y freelancers.

¿Por qué Balui?

El nombre de Balui es simplemente una combinación de los nombres de Ignacio (Nacho) y Luis, el apellido de los hermanos, «Baile».

Balui = Ba (Baile) + Lu (Luis) + I (Ignacio)

Ahora que ya sabes quiénes somos y conoces nuestros orígenes, solo me queda agradecerte que nos hayas visitado y espero que decidas confiar en nosotros para mejorar la presencia en internet de tu negocio y potenciar tus ventas.

Con cariño, 

Ignacio Baile